912 910 355
Horario de Atención:
24 horas
TUI DE

LOS JUEGOS OLÍMPICOS, AYER Y HOY

Entrada al Estadio de Olimpia
Discóbolo de bronce en el Estadio Panatenaico de Atenas
Ruinas de Olimpia
Estadio Panateaico, Atenas
Estadio Olimpico Spyros Louis, Atenas

Los Juegos Olímpicos tal y como hoy los conocemos tuvieron lugar por primera vez en 1896 en Atenas, pero las primeras competiciones deportivas datan del siglo VIII antes de Cristo.
Si por algo es conocida Atenas, además de por su riqueza histórica y artística, es por ser la sede de los primeros Juegos Olímpicos de la Era Moderna en 1896. Todo gracias al barón Pierre de Coubertin, historiador y pedagogo francés, quien, durante un Congreso en la Universidad de la Sorbona en Paris, propuso unir en un mismo evento a deportistas de todo el mundo y recuperar así el espíritu de Olimpia. Su propuesta tuvo éxito y desde finales del siglo XIX hasta nuestros días, se celebran cada cuatro años, a excepción de los que coincidieron con las dos guerras mundiales.

Pero los Juegos Olímpicos no fueron el inicio de las competiciones deportivas. Las primeras datan del siglo VIII antes de Cristo. Hace casi tres mil años, los deportistas de distintas ciudades griegas se reunían cada cuatro años o, mejor dicho, cada olimpiada, pues así se llamaba ese período de tiempo, para competir en diversas modalidades. La primera competición de la que se tiene constancia data del año 776 a.C. y se celebró en la ciudad de Olimpia, a casi 300 kilómetros de Atenas. Aunque luego fue extendiéndose a otras ciudades como Delfos, Corinto y Nemea, la cuna de los Juegos está en esta ciudad del Peloponeso. El sitio arqueológico de Olimpia, situado en el Valle del Alfiós, fue declarado Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO en el año 1989. En el santuario de Altis se conservan las instalaciones deportivas de los antiguos juegos. Allí puede visitarse el estadio donde se celebraron las primeras competiciones deportivas hace 2.800 años y el gimnasyum donde entrenaban los deportistas y el Templo de Zeus, en honor del que se celebraba la competición.

Mitología e historia se mezclan en el origen de los Juegos, pero se cree que surgieron para unir al pueblo griego, disperso en ciudades-Estado, y para honrar al dios Zeus. De hecho, el nombre de Olimpia proviene de la montaña sagrada del Olimpo, donde vivía el dios del trueno. Una semana antes y otra después de la ceremonia olímpica se establecía una tregua en cualquier conflicto bélico del país. Esta pausa era conocida con el nombre de ‘ekekheiria’ y era trasmitida con suficiente antelación por los ‘spondofori’ o mensajeros. Las modalidades en las que competían eran diferentes: lanzamientos de disco y de jabalina, lucha o carreras de caballos eran algunas de ellas. Los vencedores eran proclamados héroes y su manutención corría a cargo de la ciudad de por vida. Cuando llegaban a sus localidades natales, eran introducidos por un hueco de la muralla. Este se cerraba rápidamente para que el triunfo no se escapara y, de esta manera, le dedicaban el éxito conseguido a Zeus. Para descubrir más sobre el pasado de la competición, puede visitarse el Museo de la Historia de los Antiguos Juegos Olímpicos, también en Olimpia, donde se muestran varios de los objetos que utilizaban los atletas de la época, desde los jarrones donde guardaban sus aceites hasta elementos utilizados en su entrenamiento, como pesas o argollas.


Tuvieron que pasar doce siglos para volver a ver este tipo de competiciones deportivas. Los primeros Juegos Olímpicos tuvieron lugar en el Estadio Panatenaico de Atenas. Es uno de los monumentos más visitados en la actualidad y fue construido en el mismo lugar en el que en el 330 a.C. se festejaron las competiciones de las Panateneas, las fiestas en honor a la diosa Atenea. Participaron 241 atletas en representación de 14 países. En los siguientes Olimpiadas, París 1900, fueron 997. Los Juegos retornaron a Atenas en 2004, con 10.625 los participantes y un despliegue de medios que hubiera conquistado a todos los dioses del Olimpo.

Una ciudad, dos estadios

Durante los juegos olímpicos de 2004 el Estadio Panatenaico albergó las pruebas de esgrima y fue meta de la maratón. El resto de las competiciones deportivas tuvieron lugar en El Estadio Olímpico "Spyros Louis" de Atenas, inaugurado en 1982. Anteriormente ya había acogido el Campeonato del Mundo de Atletismo en 1997. También ha sido sede de la final de la Liga de Campeones de la UEFA en más de una ocasión.

La antorcha olímpica

En la cultura griega, el fuego era un elemento sagrado y frente a los principales templos siempre había uno encendido, también en el santuario de Olimpia. Esta tradición fue recuperada en los Juegos Olímpicos de Ámsterdam 1928 y en los de Berlín 1936 se organizó por primera vez la marcha que lleva la antorcha desde las ruinas del templo de Hera en Olimpia hasta el Estadio Olímpico de la ciudad anfitriona.

Top 5 hoteles